Saltar navegación (alt + s)

Noticias

de la provincia de Sevilla

La peculiar mirada de Antonio Gálvez sobre las personalidades de la cultura en 75 retratos que estarán en la Casa de la Provincia hasta el 6 de enero

Segunda colaboración del OCIb y el Instituto Cervantes, a la que se suma la Diputación de Sevilla

 

El fotógrafo Antonio Gálvez (Barcelona, 1928) es conocido en el mundo artístico fundamentalmente por sus fontomontajes, relacionados con el surrealismo. En los años 60 inició una estancia en París, donde centró su faceta artística en los retratos, que componen un apartado decisivo en su obra. Una serie que él mismo ha denominado 'Mis amigos los cabezones', en la que refleja su relación con personalidades diversas del arte, la literatura o el pensamiento y que ha ido incrementando hasta el momento presente.

 

Andrés Sánchez Robayna ha realizado una selección de 75 de estos retratos y documentos, procedentes de la colección del artista catalán, con la que ha comisariado la exposición 'Antonio Gálvez. Mis amigos los cabezones', producida por la Fundación Caja Rural del Sur con el Otoño Cultural Iberoameriano, en la que es su segunda colaboración con el Instituto Cervantes, que se estrenaba en el Museo de Huelva el pasado mes de septiembre, y que llega ahora a la Casa de la Provincia de la Diputación de Sevilla, donde se podrá ver hasta el próximo mes de enero, en la Sala Triunfo.

 

Se trata de 75 fotos, en algunos casos intervenidas por el artista en su faceta de pintor, en fotomontajes que parecen querer transmitir un mensaje más allá de lo que capta la cámara, de escritores y artistas, como: Rafael Alberti, Nuria Amat, Louis Aragon, Eduardo Arroyo, Max Aub, Francis Bacon, Daniel Barenboim, Bryce Echenique, Luis Buñuel, Julio Cortázar, Salvador Dalí, Marguerite Duras, Jorge Edwards, María Félix, Gabriel García Márquez, Juan Goytisolo, Miguel Hernández, Günter Grass, Mikis Theodorakis o Jerry Lewis. Imágenes enriquecidas con textos originales y cartas, así como por la película 'Antonio Gálvez: la seva obra avantguardista', que comenzarán una itinerancia por la red del Instituto Cervantes a lo largo de 2019.

 

En esta serie de 'Mis amigos los cabezones', el artista, bajo el humor, esconde una propuesta, eje de toda la exposición: quedarse con una parte significativa de un todo y ver cómo vive de forma autónoma. A través de la intervención pictórica, Gálvez nos permite que veamos en cada rostro algo más que lo físico: en palabras de Luis García Montero, poeta y director del Instituto Cervantes, 'los enigmas del ser y del estar'. Gálvez suele mezclar en su obra las facetas de pintor y fotógrafo y, como retratista, es personal y único, con influencias de todas las corrientes artísticas del siglo XXI y considerados por muchos como un auténtico visionario.