Saltar navegación (alt + s)

Noticias

de la provincia de Sevilla

El cuerpo en la construcción de narrativas visuales, como sujeto artístico o su causalidad en la crisis del Eros, protagonista en la Casa de la Provincia

La UPO organizaba la jornada 'Configuraciones simbólicas del cuerpo'

 

La exposición del cuerpo en un contexto familiar como reflejo de la crisis. La reflexión en torno al cuerpo, por cinco mujeres artistas emergentes en Colombia. O la incidencia y causalidad del cuerpo en la crisis del Eros en la contemporaneidad.

 

Tres puntos de partida de un debate que ha convertido al 'cuerpo', como portador de sentidos simbólicos, en protagonista en la Casa de la Provincia de la Diputación, sede de la Jornada 'Configuraciones simbólicas del cuerpo', organizada por la Universidad Pablo de Olavide, en la que se ha explorado la relación con la corporalidad en el contexto contemporáneo en lo referente a los modos de entender, pensar, percibir y representar dicha relación.

 

El cuerpo ha sido y es tema de interés en ámbitos como la filosofía, la historia y las artes. En esta jornada, los expertos han cruzado propuestas de investigación que abordan su estudio desde estas diferentes ópticas.

 

Eunice Miranda es doctora en Historia del Arte y Gestión Cultural en el Mundo Hispánico por la Universidad Pablo de Olavide; maestra en Artes Visuales por la Universidad Nacional Autónoma de México, y licenciada en Arquitectura por la Universidad Autónoma de Baja California. Ha sido docente de fotografía en diversas universidades en México. Sus áreas de investigación se centran en la identidad, la familia, el paisaje y la memoria, comprendidos en la creación fotográfica contemporánea.

 

En su conferencia, 'Aproximaciones al cuerpo, la familia y lo imperfecto', la doctora Miranda ha desarrollado los conceptos de público y privado en la construcción de narrativas visuales autorreferenciales, como punto de partida para acecar la obra de distintos fotógrafos contemporáneos en la que se exhibe una visión poco positiva de la familia. Crisis, expectativas frustradas... se asoman, a través de la exposición del cuerpo, en un ámbito en el que la armonía, la pose y la construcción de recuerdos positivos han definido los estereotipos de la representación de la familia.

 

En 'Cuerpos simbólicos, antagonías y significados. Reflexión en torno al cuerpo por cinco mujeres artistas emergentes en el oriente colombiano', Sandra Patricia Bautista ha explicado el contenido y el contexto de la exposición del mismo nombre, que se puede ver desde el pasado día 2 de noviembre en el Área de Exposiciones UPO de Sevilla. La muestra está constituida por un conjunto de cinco propuestas artísticas generadas en el programa de Artes Visuales de la Universidad de Pamplona Colombia, que giran en torno a la reflexión sobre el cuerpo, asumiéndolo como territorio simbólico y objeto de análisis, capaz de reflejar significados personales y colectivos, e incluso revertirlos.

 

Sandra Patricia Bautista es doctora en Historia y Teoría del Arte en la UPO; DEA Universidad Autónoma de Madrid; máster en Teoría y Práctica de las Artes Plásticas, por la Universidad Complutense de Madrid, y licenciada en Bellas Artes por la Universidad de Málaga y maestra en Artes Plásticas por la Universidad Distrital Colombia. Ha sido docente en el Programa Artes Visuales de la Universidad de Pamplona y Universidad Antonio Nariño, ambas colombianas. Entre sus distinciones, se destacan el Premio Nacional de Investigación en Artes Visuales y Becas Nacionales de Investigación Curatorial, Ministerio de Cultura de Colombia.

 

José María Campos, es estudiante de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla, forma parte del Honorable Consejo Universitario de la BUAP y está en Sevilla con motivo de la elaboración de su tesis, cuyo contenido expondrá bajo el título 'El renacer del Eros, el erotismo contemporáneo y su relación con los tatuajes'.

 

En su ponencia, ha destacado que el erotismo es un elmento del que actualmente existe un debate sobre su existencia o precariedad, como consecuencia del rumbo pornográfico que ha tomado la sociedad debido a la exposición excesiva del cuerpo. Desde este tipo de posicionamiento crítico surge la investigación para demostrar que el erotismo está latente en nuestra sociedad contemporánea y, a su vez, analizar el elemento en el que puede presentarse: el tatuaje. Así, Campos ha abordado dos cuestiones: retomar el erotismo contemporáneo y enteder su evolución y desvelar la carga simbólica que se le adjunta al cuerpo al tatuarlo, mostrando la importancia social que esta carga simbólica adopta desde, evidentemente, el plano erótico.